Manuales de Contención

Nos llenamos de planes casi sin quererlo, como una forma de llevar el encierro de otra manera. Con el presente en pausa y las miradas puestas en el futuro, como una invitación a la fiesta del año que sabes que no puedes perderte o un viaje en coche con las de siempre… Casi sin quererlo evitar. Que ya no sabemos si echamos de menos a las personas, o si extrañamos lo que sentimos cuando estamos cerca de ellas.

No hay música que consiga distraerme, ni manuales que digan cómo gestionar este encierro. Hoy es uno de esos días raros en los que el techo se te viene encima y las paredes te ahogan. Con esta nostalgia que te ahoga y te arranca a pedazos tu centro de gravedad, jugando a torturar mis ganas de volver a bailar lento. Perderme en la noche pero lejos de la oscuridad que envuelve estos días que no se acaban, que no empiezan…

Tratando de fluir mientras tropiezo en cada cambio. Pero aquí no cambia nada y, si no me tropiezo, no puedo cambiar… y cómo no voy a querer cambiar esto, si cada vez que se enciende una luz se apagan dos y nada fluye. Por muchas luces que se enciendan, esto ya está todo teñido de oscuro. Solo queda la nostalgia de esta música que no cesa, amenizando esta contención forzada que no deja de sumar días un poco deprimentes al calendario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close